Aunque cuentan con más agua que el 2019, 11 embalses están a menos del 50% de su capacidad

    Entre los más afectados están los embalses Los Aromos y Peñuelas, en la Región de Valparaíso. El volumen total acumulado de todos los embalses equivale al 62% del promedio histórico y al 43% de su capacidad.

    Aunque los embalses del país cuentan con más agua que el 2019, todavía se encuentran en una situación deficitaria en comparación con su capacidad y promedio histórico mensual.

    De acuerdo con el último informe hidrometeorológico de la Dirección General de Aguas (DGA), del Ministerio de Obras Públicas (MOP), el volumen total acumulado de todos los embalses del país, al 2 de noviembre, equivale al 62% del promedio histórico mensual y apenas al 43% de su capacidad. De un total de 25 embalses entre las regiones de Antofagasta y Biobío, 11 de ellos hoy están a menos del 50% de su capacidad.

    Los casos más complejos siguen existiendo en la Región de Valparaíso. El Embalse Los Aromos, en la Región de Valparaíso, mantiene un déficit del 64% y acumula 6,8% menos agua que en el 2019. Al 2 de noviembre contaba con apenas 10,5 millones de metros cúbicos, es decir, solo el 30% de sus 35 millones de metros cúbicos de capacidad. Peñuelas, en tanto, está al 1,5% de su capacidad.

    Otros embalses que hoy están con menos de la mitad de su capacidad son Lautaro en la Región de Atacama, y La Paloma, Cagoti, Culimo, El Bato y Corrales, en la Región de Coquimbo. A estos se suman El Yeso en la Región Metropolitana, Laguna Maule en la Región del Maule y Lago Laja en la Región del Biobío.

    Bajo promedios históricos

    Los embalses de mayor capacidad se mantienen deficitarios. Por ejemplo, Colbún, en la Región del Maule, se encuentra al 94,2% de su volumen histórico mensual (1.354,3 millones de m3) y el Lago Laja en la Región del Biobío está el 34,6% (3.461 millones de m3). Ambos tienen la generación (de energía) y riego como uso principal.

    El embalse El Yeso en la Región Metropolitana, si bien también mantiene su déficit respecto al promedio mensual histórico, el panorama es mejor que en noviembre del año pasado, pues hay un 73,5% más de reservas.

    La baja cantidad de agua en los embalses se debe, en parte, a los efectos de la megasequía que hace años golpea al país. Cabe señalar, eso sí, que 2020 ha sido un año significativamente mejor que 2019 -el más seco del que se tenga registro- en materia de lluvias.

    El embalse Conchi, en la Región de Antofagasta, presenta un leve superávit respecto a su promedio mensual y está al 81,8% de su capacidad. El informe de la DGA destaca que los embalses de las cuencas del Huasco (Región de Atacama) y Elqui (Región de Coquimbo) en la macrozona norte, se encuentran sobre los niveles históricos mensuales promedio, entre ellos, Santa Juana, La Laguna y Puclaro. Por ejemplo, La Laguna se encuentra al 94,7% de su capacidad.

    Por el contrario, todos los ubicados entre las cuencas del río Limarí y del Maipo mantienen un déficit respecto a sus volúmenes históricos.

    En la zona central, los embalses de la Región de O´Higgins, especialmente Rapel, también se encuentran sobre los registros del 2019 y sus promedios históricos mensuales. En tanto que en la Región del Maule se mantiene el déficit del embalse Laguna del Maule, que está al 21,5% de su capacidad y al 30,8% del promedio histórico mensual, aunque el resto -Bullileo, Digua, Tutuvén, Coihueco- se encuentra sobre sus niveles históricos.

    En la Región del Biobío, Pangue subió a 76,2 millones de metros cúbicos, pasando a tener un superávit respecto a su promedio histórico. El Lago Laja y Ralco siguen deficitarios, tanto respecto a sus promedios históricos y a los niveles registrados en el 2019, y ambos al 21,4% y 64,2% de su capacidad, respectivamente.

    En comparación al promedio de noviembre (1981-2010), de acuerdo al informe de la DGA, los embalses para riego presentan un volumen equivalente al 87%, mientras que aquellos cuyo uso principal es agua potable, equivalente al 55%. Los embalses para generación presentan un volumen equivalente al 92%, y los mixtos (generación y riego) al 34%.

    Fuente: La Tercera