Agrupaciones indígenas convocan a marcha contra termoeléctrica Los Rulos: “No fuimos consultados”

    Este martes 27 de diciembre se realizará en Valparaíso una marcha organizada por distintas agrupaciones indígenas, para manifestarse en contra del proyecto de la Termoeléctrica Los Rulos. Los convocantes denuncian que no se habrían realizado las consultas pertinentes a las comunidades, en conformidad con el artículo 169 de la OIT.

    La vocera de la Asociación Indígena de Artesanos de Pueblos Originarios, Débora Gatica Quileñan, declaró a radio Bío Bío que esta marcha se realizará justo cuando al interior de la Intendencia Regional se esté discutiendo el recurso presentado por esta y otras organizaciones, por ser omitidas de la discusión respecto a esta termoeléctrica proyectada en Limache.

    “Específicamente sobre la instalación de la termoeléctrica Los Rulos, no fuimos consultados, siendo que existen consultas indígenas previas, entonces esa es la incongruencia. Si nos han realizado consultas indígenas en todos los ámbitos, todos los ministerios saben que se han aplicado consultas indígenas, por qué no se aplica consulta indígena en este tema que nos atañe y que nos afecta directamente”, indicó la dirigente.

    Por su parte, Rodrigo Avendaño, abogado de la Organización “Defendamos La Ciudad” y asesor de las organizaciones indígenas, señaló a la misma emisora que uno de los mayores errores por parte del Servicio de Evaluación Ambiental es solicitar que dicho estudio de impacto lo hiciesen las propias comunidades, siendo que la ley señala que la sola existencia de estas agrupaciones en el sector, sería suficiente para que este organismo sea el responsable de llevar adelante ese trámite.

    “Atribuirle o depositar en la comunidad una exigencia que la ley la impone a la consultapropiamente tal, está fuera del marco legal, y eso va a viciar este procedimiento”, explicó el abogado.

    La cita de las organizaciones indígenas y sociales es para este martes a las 15:30 horas en el frontis de la Intendencia Regional de Valparaíso.

    Fuente: El Ciudadano