ATI ya extrajo 8,4 toneladas de material en tareas de limpieza

Cifra corresponde a lo retirado en enero y en la nueva campaña que está en curso. Las labores se realizan en el área aledaña al puerto.

Los trabajos de limpieza que realiza Antofagasta Terminal Internacional (ATI) en los sectores urbanos aledaños al puerto, suman a la fecha un total de 8,4 toneladas de material retirado.

Esta cifra agrupa lo extraído en la campaña de limpieza en enero de este año (la que fue objetada por la Superintendencia de Medio Ambiente) y las labores iniciadas en septiembre y octubre pasado en respuesta a una nueva solicitud de la SMA.

La obligación de limpiar el área urbana cercana al Puerto (13 manzanas) fue impuesta a la concesionaria en agosto de 2015, luego que la misma SMA detectara altas concentraciones de metales pesados en dicho perímetro.

Aquella resolución además impuso a ATI cinco multas por deficiencias en sus operaciones, de las cuales finalmente sólo dos se concretaron (la Corte Suprema rebajó la sanción).

En cumplimiento a la primera de estas medidas, en enero de este año ATI realizó una limpieza que abarcó cinco rutas previamente definidas por la empresa, tareas que permitieron retirar 6,2 toneladas de residuos, los cuales fueron dispuestos en maxisacos y trasladadas a un vertedero autorizado, según un informe de la empresa.

Terminada la tarea, ATI notificó el cumplimiento de la medida a la SMA, sin embargo ésta objetó el proceso asegurando que los trabajos no «redujeron las concentraciones de metales pesados presentes en el área».

Por lo mismo, se ordenó un segundo proceso de limpieza, que es el que se encuentra actualmente en desarrollo.

Éste, según dispuso la superintendencia, debe realizarse en tres etapas (septiembre, octubre y noviembre), considerando mediciones antes y después de cada proceso.

Además, en respuesta a un reclamo presentado por la concesionaria, la SMA modificó el criterio de cumplimiento de la medida, estableciendo ahora uno de tipo cuantitativo.

Así, en lugar de exigirse la disminución de las concentraciones de metales pesados en el suelo (como ocurrió en la primera campaña), ahora se deberá acreditar una «disminución de la masa disponible por unidad de superficie».

De esta manera, explicó en esa ocasión la SMA, la eficacia de la acción se medirá en base a las cantidades de masa extraída desde el área urbana.

Etapas

La primera fase de esta limpieza se realizó en septiembre, y en ella fueron retirados aproximadamente 1.400 kilos de material (1,4 toneladas).

La segunda etapa se concretó en octubre y se extrajeron alrededor de 820 kilos (0,820 toneladas), mientras que la tercera y última está en desarrollo y finaliza el próximo lunes 12 de noviembre.

Según informó la empresa, las faenas están a cargo de una cuadrilla de cinco personas que operan tres barredoras-aspiradoras de diferentes tamaños, de forma de adaptarse a lugares de difícil acceso y espacios angostos. Como complemento se contempla el uso de elementos domésticos de limpieza, como escobas y palas.

Luego de la última fase, ATI presentará a la Superintendencia de Medio Ambiente un informe respecto de todo el procedimiento realizado para su aprobación.

Reacciones

La diputada Paulina Núñez (RN) destacó la importancia de que estas limpiezas se realicen en forma permanente.

«ATI debe seguir mitigando con limpiezas constantes, no tenemos para qué transformar un Acuerdo de Producción Limpia en ley, espero que la voluntariedad se mantenga», declaró.

El consejero regional miembro de la Comisión de Salud y Medio Ambiente, Ricardo Díaz (RD), recordó que si bien esta obligación surge producto de las movilizaciones ciudadanas por la contaminación, considera que esta medida es insuficiente.

«ATI y la Superintendencia de Medio Ambiente creen que hay un muro invisible entre calzadas y las casas. Y se han dedicado simplemente a limpiar aceras y calles, pero no han intervenido las casas», indicó.

Desde ATI no hicieron declaraciones. Pero sí informaron a través de un comunicado que desde el martes 6 de noviembre y hasta el próximo lunes 12 noviembre se realizará la tercera etapa de limpieza en horario nocturno, entre las 22 y las 6 horas, procedimiento que está coordinado con la Seremi de Transportes.

Hay que recordar que tras el proceso sancionatorio, ATI implementó distintas mejoras en sus procesos, entre ellas, el cierre de los galpones SAC y TEGM para las operaciones con concentrados, así como la implementación de sistemas herméticos para el transporte y embarque de cargas mineras.

«ATI debe seguir mitigando con limpiezas constantes, no tenemos para qué transformar un APL en ley. Espero que la voluntariedad se mantenga».

Paulina Núñez,, diputad a RN»

 

Sábado 10 de noviembre de 2018.

Fuente: Mercurioantofagasta.cl