Comisión Regional de Borde Costero definirá futuro de área marina protegida para comunidad Pu Wapi de Las Guaitecas

Representantes de pueblos originarios esperan que se cumpla la legalidad y se acoja la solicitud, desechando las presiones de la industria salmonera que pretende que el sector se guarde para una futura relocalización de cultivo.

Expectantes ante la votación que este martes se desarrollará en la sede del Gobierno Regional de Aysén se encuentran comunidades indígenas que habitan el territorio austral.  A partir de las 11 horas la Comisión Regional de Uso del Borde Costero (CRUBC) aceptará o rechazará la concreción de un Espacio Costero Marino para Pueblos Originarios (ECMPO) que la Comunidad Mapuche Huilliche Chona Pu Wapi de Las Guaitecas está solicitando.

En octubre de este año, la Corte Suprema acogió un recurso de protección interpuesto por la comunidad indígena, el cual revocó la decisión de la intendenta Karina Acevedo de marzo de 2017 mediante la cual rechazó el requerimiento, pero sin pasar por votación de la CRUBC.  “La presidenta de la aludida Comisión deberá adoptar las medidas que sean necesarias para citar a sus miembros a una sesión a fin de llevar a cabo una votación respecto del reclamo referido” señalaron unánimemente los jueces del máximo tribunal, especificando que la decisión colegiada deberá explicitar “las razones que lleven a la Comisión a acoger o rechazar el reclamo presentado, rigiéndose estrictamente por los requisitos establecidos en la Ley N° 20.249 (Ley Lafkenche)”.

Daniel Caniullán, lonko de la comunidad, explicó que “si nosotros no cumplimos con los requisitos que establece la ley ellos pueden decir que no.  Pero en este caso hay un informe de uso consuetudinario, que es un equipo técnico de la Conadi, donde se pudo constatar que existe uso ancestral y se cumplió la participación ciudadana que establece la ley”, proceso en el cual todos quienes habitan el territorio y concurrieron, se manifestaron a favor del EMCPO.

En este sentido, Caniullán manifestó que tal fue la última instancia de participación que establece la legislación, por tanto a la CRUBC no le correspondería más que aprobar la decisión que ya adoptó la comunidad.

Sobre la posibilidad de un rechazo, expresó que “hoy hay muchos intereses de los grandes poderes económicos que necesitan o quieren relocalizarse, mover sus centros de cultivo, concesiones, y establecerse en otros lugares.  Entonces, la ECMPO la piensan como un estorbo que no les permite relocalizarse”.  Agregó que “le hemos dicho a los empresarios que no estamos en contra de que ellos se muevan, se relocalicen, pero nosotros también necesitamos desarrollarnos, porque para que nuestro pueblo se desarrolle necesitamos que nuestro territorio esté resguardado”.

Al respecto, la presidenta de la Comunidad Nahuelquín Delgado, Marcia Nahuelquín, quien integra la CRUBC, expresó que aunque esta instancia cumple un rol importante, “está mayoritariamente constituida por representantes de gobierno y del poder económico que desarrollan actividades económicas en nuestra región”, donde en forma minoritaria participa la sociedad civil con dos representantes de los pueblos originarios, dos de los pescadores artesanales y dos del turismo, “entonces equidad al momento de la votación es prácticamente imposible.  Nosotros vamos con nuestra solicitud a esta mesa sabiendo muchas veces que no tenemos posibilidad de ganar”.

Es este el escenario en el cual se realizará este martes la votación de la CRUBC y cuyo resultado será un paso más en la lucha de comunidades de los pueblos originarios por proteger los territorios y maritorios que les aseguren su subsistencia, cultura y tradición.

 

Lunes 27 de noviembre de 2018.

Por Patricio Segura.