Ejecutivo busca mantener figura de “aguas halladas” favoreciendo explotación indiscriminada de acuíferos por la minería

    Diversos juicios han consignado la “falsa aplicación” de esta garantía, instituida en el Código de Aguas de 1981 y la Ley Minera de 1983, permitiendo a las empresas explotar el vital recurso sin necesidad de requerir permiso.

    Gobierno pretende eliminar lo aprobado por la Cámara de Diputados, que establece que en el caso de afloramientos de agua en zonas de exploración y explotación, las compañías deberán informar y pedir autorización para utilizarlas, con la potestad de negárseles cuando se ponga en peligro la sustentabilidad de las fuentes de abastecimiento.

    Diversos casos judiciales han develado una “falsa aplicación” de artículo 56 del Código de Aguas vigente, que permite a las empresas mineras utilizar los recursos hídricos que afloren de sus exploraciones y faenas sin solicitar los derechos correspondientes, como ocurre con el resto de las actividades productivas.

    Son las llamadas “aguas del minero”, figura que en las próximas semanas vivirá un momento clave cuando la Comisión de Recursos Hídricos del Senado resuelva sobre las indicaciones que el Ejecutivo ha presentado.  El gobierno busca revertir lo aprobado por la Cámara de Diputados que termina con ese privilegio, al obligar a las empresas mineras a informar y pedir autorización para usar las aguas halladas, además de poder denegarlas en caso de que se pongan en peligro los acuíferos.

     

    Fallos judiciales

    El 28 de octubre de 2011 la Corte Suprema acogió un recurso del Consejo de Defensa del Estado donde se acusaba a la empresa minera Cosayach, ligada a Francisco Javier Errázuriz, de “falsa aplicación de los artículos 110 del Código de Minería (de 1983) y 56 del Código de Aguas (de 1981), que regulan el régimen denominado ‘aguas del minero’” consignando que sus instalaciones en la Pampa del Tamarugal para “extraer, conducir, almacenar y aprovechar los recursos hídricos son ilegales y están siendo usados en forma constante sin autorización alguna”.

    Esta resolución apuntó a que la normativa actual establece que la afloración del agua en el contexto de actividades mineras debe ser de carácter fortuito y ocasional, y no como parte de una operación con el fin de obtener recursos hídricos.  En el caso de Cosayach, que extrae yodo y salitre, se constató “una extracción de volúmenes de agua muy superiores a los requeridos para las labores mineras, lo que ha generado un ‘stress hídrico del acuífero Pampa del Tamarugal’”.

    Sin embargo dos años después el mismo tribunal retrocedió en su interpretación al fallar en dos juicios de similar índole, donde la Dirección General de Aguas recurrió en contra de la Sociedad Minera NX Uno de Peine, también ligada a  Errázuriz, y deMinera Los Pelambres, del grupo Luksic, por uso no autorizado de aguas halladas.

    En ambos litigios se verificó que estas afloraciones no fueron producto de las labores de concesión minera y que los volúmenes de agua extraída eran superiores a los requeridos y usados en las faenas. Todo esto fue en desmedro de las comunidades locales y de los acuíferos, además de generar graves impactos ambientales.

    Sin embargo esto, el alto tribunal dio la razón a las mineras.

    La incertidumbre jurídica y los vicios detectados en la aplicación de las normas sobre las también llamadas “aguas del minero”, podrían ser resueltos si en la reforma se mantiene lo aprobado por la Cámara de Diputados, que  establece la obligación de informar sobre estas y de pedir autorización en caso de utilizarlas.  Además la autoridad podría denegarlas en caso de que se ponga en peligro el acuífero.

    De no mantener el Senado estas condiciones, que buscan trasparentar el volumen de agua que usa el sector minero y verificar que su utilización no afecte las fuentes y los derechos de las comunidades locales, en los juicios seguiría perdiendo el gobierno, y con este todos los chilenos.

    La próxima sesión de la comisión será el martes 4 de julio a las 10:30 horas, siendo transmitida en directo www.tv.senado.cl.