Gobierno avanza en proyecto para interconectar Chile y Perú

    Junto a iniciativa que unirá el SING y SIC podría viabilizar cartera de inversión que supera los US$32.000 millones en la zona.

    Eugenio Sugg Gálvez

    Sólo falta la decisión política para comenzar a materializar la esperada interconexión eléctrica entre Chile y Perú. Así lo reconoció el ministro de Energía, Máximo Pacheco, quien junto con destacar los múltiples beneficios que tendrá para el país ese proceso de integración energética, adelantó que durante este mes viajará nuevamente al vecino país para avanzar en ese trabajo.

    Efectivamente, Pacheco estuvo ayer en Antofagasta para dar inicio a la XIV versión del Foro Eléctrico del Sistema Interconectado del Norte Grande 2016 (SING), que se desarrolló en el Hotel Casino Enjoy Antofagasta.

    Tema central de este tradicional encuentro de la industria fue precisamente el avance de la interconexión eléctrica entre Chile y Perú.

    «Los estudios técnicos ya están finalizados y muestran que efectivamente es muy atractivo desde el punto de vista económico. Su materialización hoy tiene más que ver con una decisión política y una conversación diplomática que ya estamos haciendo realidad con nuestros vecinos», dijo Máximo Pacheco.

    Beneficios

    El titular de Energía aseguró que para avanzar en este proyecto viajará durante este mes a Perú.

    «Creemos que una interconexión entre Chile y Perú hará los sistemas mucho más seguros y complementarios, ya que hay mucha sinergia entre las fuentes de uno y otro país, entonces cuando nos integramos logramos más seguridad y eficiencia energética y a menores precios», explicó.

    Pese a que hay más de una alternativa para concretar esa conexión, Pacheco advirtió que -al menos en un principio- sólo se requeriría una línea de transmisión de 70 kilómetros entre Tacna y Arica. «Esa es una inversión más bien menor y para la cual ya hay muchos privados interesados en hacerla», aseguró.

    Lo que ha trascendido a la fecha es que ese proyecto implica una línea de transmisión de 220 kilovoltios (KV), 150 megavoltiamperio (MVA) y de una extensión cercana a los 70 kilómetros, que conectaría Tacna con Arica. Esta línea, además, podría transportar unos 200 megawatt hora (MWh) de energía en cada sentido.

    Entre los interesados en desarrollar su construcción habría firmas como Engie (que a través de TEN construye actualmente la línea de interconexión entre el SING y el SIC), Transelec y el grupo Cardoen.

    Una segunda alternativa de conexión correspondería a una línea que podría llegar a transportar 1.000 MWh, conlleva mayores costos, riesgos y desafíos.

    Proyectos

    Los últimos datos de la Seremi de Energía indican que en la región de Antofagasta hay 56 proyectos de generación eléctrica con licencia ambiental que en conjunto suman 7.672 MW y US$20.953 millones de inversión. Asimismo, en calificación ambiental hay otras 7 iniciativas por 3.527 MW y US$11.738 millones.

    En conjunto esta cartera considera la creación de casi 16 mil puestos de trabajo en su etapa de construcción y casi triplica en inversión al portafolio minero.

    Sin embargo, muchos de esos proyectos -mayoritariamente fotovoltaicos- carecen de contratos de suministro, por lo que iniciativas como la interconexión entre el SING y SIC y una eventual integración con Perú podrían viabilizarlos.

    Según Pacheco, ése es uno de los principales desafíos que enfrenta el sector energético nacional. «Debemos seguir dándole impulso a la inversión en el sector de manera que Chile pueda seguir avanzando en el desarrollo de proyectos de generación, transmisión e infraestructura de gas de cañería, para el sector cierre la brecha de déficit de infraestructura y también construya una matriz más limpia, segura y a precios razonables», cerró Pacheco.

    Fuente: El Mercurio de Antofagasta