Indagan a AES Gener y Codelco por emergencia ambiental

La SMA confirmó fiscalización a las dos principales fuente de dióxido de azufre (SO2) en Quintero y Puchuncaví. Intendente afirmó restricción de 12 horas a empresas.
Katherine Escalona M.

Por primera vez desde que está vigente la norma secundaria de dióxido de azufre (SO2), la Intendencia de Valparaíso decretó «Emergencia Ambiental Preventiva», debido al registro de 1.411 ug/m3 de este componente en una de las estaciones de monitoreo ambiental ubicadas en el complejo Quintero-Puchuncaví.

Debido a esta medición, ocurrida entre las 8 y 9 horas de ayer, la autoridad regional activó los planes de emergencia en materias de Salud y Medio Ambiente. Para resguardar a la población, el intendente Jorge Martínez definió el cese de las actividades físicas en los colegios y el resguardo de la población más expuesta: niños, embarazadas y enfermos.

Las malas condiciones de ventilación que afectaron la bahía de Quintero entre las 22 horas del domingo y las 10 horas de ayer, obligaron a la Gestión de Episodios Críticos (GEC) y la fiscalización de los planes operacionales de las empresas en todo el parque industrial, estipulado por el Plan de Prevención y Descontaminación (PPDA) para las comunas de Concón, Quintero y Puchuncaví.

Por estos motivos, la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) realizó la inspección correspondiente para saber si alguna empresa incumplió la normativa de SO2 que permite como máximo la emanación de 350 ug/m3 por hora de este compuesto y si se ajustaron las firmas a los planes operacionales estipulados en el PPDA.

Bajo estos parámetros, según aseveró el jefe regional de la SMA, Sergio de la Barrera, la inspección estuvo centrada en las dos principales fuentes contaminantes de SO2 que existen en la zona y que son identificadas por el PPDA: Codelco División Ventanas y AES Gener.

«Específicamente, nuestros fiscalizadores se encuentran realizando inspecciones en la Fundición Ventanas de Codelco y en el Complejo Termoeléctrico Ventanas de AES Gener. En ambos casos, las empresas deben ajustarse a las acciones comprometidas en sus planes operacionales para episodios de emergencia ambiental», dijo De la Barrera y agregó que «con la información recabada en terreno se realizarán informes de fiscalización y se evaluará si hubo o no cumplimiento normativo».

Debido a las malas condiciones de ventilación, la restricción aplicada a las empresas de toda la bahía se extendió por 12 horas.

Empresas
Frente a este episodio de SO2, Codelco División Ventanas activó el Plan Operacional definido para restringir sus emanaciones. Recalcaron que «las medidas adoptadas se mantendrán hasta que la autoridad levante la medida preventiva decretada este lunes (ayer)» y que frente a los hechos se informó que en la empresa «no se ha registrado ningún tipo de interrupción ni falla alguna en las operaciones de la Fundición Ventanas».

En tanto, junto con lamentar la situación de emergencia ambiental que enfrenta Quintero, la empresa AES Gener descartó cualquier relación con el episodio de contaminación que se produjo en la zona.

«La información sobre las emisiones de sus unidades de generación se reportan en línea a las seremías de Salud y Medio Ambiente y al municipio de Puchuncaví. La información disponible refleja el correcto y normal funcionamiento de nuestras operaciones y de sus sistemas de abatimiento y control. Esta situación también fue corroborada en terreno por fiscalizadores de los servicios públicos mencionados», expuso la firma.

Ministra schmidt
En tanto, la ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, aseguró que estos episodios de superación de la norma para este contaminante no son necesariamente considerados una infracción al cumplimiento del PPDA y recordó que las empresas tienen un periodo de tres años para adaptarse a las nuevas normas.

«Cuando se supera la norma se piensa que es una infracción, pero no es así, porque dentro de la norma se establecen 133 horas en que se puede exceder este límite, dado su gradualidad en la aplicación (del Plan de Descontaminación para la bahía)», dijo la autoridad en declaraciones que publicó el portal La Tercera.

Asimismo, reconoció que este tipo de episodios de contaminación seguirán sucediendo. «La gestión de los episodios críticos incluida en el Plan de Descontaminación permite reducir las emisiones de manera preventiva e inmediata, pero en un lugar que se está descontaminando habrá periodos de episodios críticos. El Plan permite establecer estos episodios y las medidas adicionales para contenerlos», explicó la secretaria de Estado.

Precisó que las medidas preventivas y de control que se establecieron luego de la emergencia sanitaria que experimentó la bahía de Quintero y Puchuncaví hace casi un año, están en pleno funcionamiento.

«La gestión de los episodios críticos ha permitido un control de las emisiones de dióxido de azufre en la zona y ha permitido reducir a la mitad los episodios de emergencia por superación del límite de emisiones de este contaminante (…) Además, la Superintendencia del Medio Ambiente se ha instalado en la zona para la supervisión de este Plan de Descontaminación, con funcionarios dedicados exclusivamente a este cumplimiento», dijo a La Tercera.

Delitos ambientales
En tanto, el diputado Andrés Longton consignó que estas medidas son insuficientes frente a la realidad que enfrenta la contaminación del mar en el sector. El parlamentario apunta a que la normativa actual no es lo suficientemente rígida para prevenir y castigar este tipo de daños al medioambiente.

«Actualmente tenemos normas absolutamente laxas al respecto, que han permitido que las empresas puedan contaminar y puedan ser absolutamente irresponsables respecto a los varamientos o los derrames», aseguró el legislador, quien insistió en la necesidad de una norma secundaria y que el Congreso saque adelante, lo antes posible, el proyecto de Delitos Ambientales.

ALARMAS Y PREEMERGENCIAS DECRETADAS

Si bien esta es la primera emergencia que se decreta en Quintero y Puchuncaví desde que está operativa la norma de dióxido de azufre (SO2), antes hubo diversos episodios de alarmas y preemergencias. En total, diez alertas que superaron el umbral de 500 a 649 ug/m3 en una hora y cuatro preemergencias que estuvieron sobre el rango de 650 a 949 ug/m3 de SO2. Sobre esto, el intendente Jorge Martínez explicó que «antes de esta norma se medía durante 24 horas. Para poder generar una alarma se requería un día completo y se diluía (…). Ahora, gracias al nuevo PPDA, la norma se restringe a una hora, con un límite de 350 ug/m³».

«Con la información recabada en terreno se realizarán informes de fiscalización y se evaluará si hubo o no cumplimiento normativo»

Sergio de la Barrera, Jefe regional de la SMA

«Cuando se supera la norma se piensa que es una infracción, pero no es así; dentro de la norma se establecen 133 horas en que se puede exceder este límite»

Carolina Schmidt, Ministra del Medio Ambiente.

 

Martes 30 de julio de 2019.

Fuente: El Mercurio de Valparaíso.