Ministerio del Interior mantiene declaración de zona de catástrofe por sequía para la región de Coquimbo

    La decisión fue comunicada a través del Diario Oficial, en consideración de la prolongada sequía que afecta a los habitantes de las provincias de la zona, considerando la alta ruralidad existente

    Si bien el presente año fue considerado como lluvioso, las precipitaciones no lograron sobrellevar las necesidades hídricas de algunas zonas de la región, considerando los más de 10 años de intensa sequía.

    Por esta razón, el Ministerio del Interior y Seguridad Pública, anunció a través del Diario Oficial, la prórroga a la declaración de zona de catástrofe por sequía a para las regiones de Coquimbo y Valparaíso, debido a la falta de agua y diversos problemas que existen en las comunas de ambas zonas.

    El Intendente de la región de Coquimbo, Claudio Ibáñez, se refirió a esta medida, que busca beneficiar a la población que aún es afectada por la falta del recurso hídrico en la zona.

    “En el mes de septiembre iniciamos las gestiones para declarar la prórroga de la región de Coquimbo, como zona afectada por la catástrofe producto de la sequía. Muchos creen que no hay sequía productos de las lluvias, pero debemos aclarar que toda el agua acumulada en los embalses, sirve para resolver los problemas hídricos de la agricultura, pero que producto de la larga sequía de más de 10 años de la zona, muchos acuíferos locales todavía no han logrado la tasa de recuperación de agua, ni tampoco se han resuelto los problemas para el consumo humano necesario en otras zonas interiores”, señaló.

    La sequía afectó además a diversos sectores productivos, generando complicaciones para los sectores agropecuarios, mineros y de energía hidroeléctrica, debido a la reducción de los caudales aportantes desde todas las cuentas hidrológicas, lo que provocó un agravamiento de las condiciones económica de las zonas.

    Por esta razón, Ibáñez recalcó que existen medidas de alivio tributario para pequeños y medianos agricultores, además de facilidades para el pago de patente por uso de aguas rurales, a raíz de esta situación.

    “Va a favorecer a las comunas de la región de las tres provincias, lo que genera un alivio a las diversas áreas productivas y además a las personas. Además genera medidas de facilitación para contratar asesoría de servicios gubernamentales para realizar obras, estudios y todo relacionado con la sequía y por otra parte alivia deudas por pagos atrasados por parte de sector agrícola”, agregó.

    Finalmente Ibáñez indicó que lo fundamental de esta determinación es que va a poder permitir ir en ayuda de las reales necesidades hídricas de la población y los sectores productivos.

    “Somos una región de una importante cobertura de espacios territoriales, siendo una de las zonas con mayor ruralidad del país, lo que nos hace necesario decretar este estado de catástrofe para poder satisfacer todas las necesidades de la región, tanto para las personas, como para los sectores productivos”, finalizó.

    Fuente: Diario El Día