Principal proyecto de transmisión del país irá a consulta indígena

Línea Cardones-Polpaico, que será apoyada por el ministro Pacheco, deberá enfrentar un nuevo reto

Es la iniciativa de transmisión más grande del país y el primer proyecto de Interchile, brazo eléctrico del grupo colombiano ISA. Se trata de Cardones-Polpaico, iniciativa que tendrá un costo de US$1.000 millones y que cuenta con el apoyo manifiesto del titular de Energía, Máximo Pacheco, quien se reunió con parlamentarios de la Región de Valparaíso para lograr apoyos en Limache, Olmué, Quilpué y Zapallar, entre otras zonas.

Sin embargo, el proyecto de 750 kilómetros deberá enfrentar otro reto en el extremo norte, ya que tendrá que someterse a la consulta indígena en la zona de Freirina. Según una resolución del propio Gobierno se determinó que en el área de influencia de la iniciativa se encuentra una comunidad diaguita.

“Los plazos de los mecanismos y los causes de dicho proceso  de consulta serán consensuados con los grupos humanos pertenecientes a pueblos indígenas”, sostiene la resolución elaborada por el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA).

Pero eso no es todo: la resolución deja la puerta abierta a nuevas agrupaciones que aparezcan en el transcurso de la tramitación del proyecto cuyo Estudio de Impacto Ambiental (EIA) fue presentado el 6 de marzo de este año.

El proyecto de Interchile se encuentra con su tramitación ambiental suspendida, luego de que en octubre de este año solicitara al Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) dejar en stand by el proyecto “con el fin de analizar y dar adecuada respuesta a las consultas de la autoridad y de la ciudadanía”. La fecha en que culminará la requerida suspensión será el 12 de enero de 2015.

Un de los opositores de la iniciativa es el senador Guido Girardi, quien mediante el proceso de consulta ciudadana expuso sus reparos al trazado de la línea, la cual afectaría a zonas protegidas.

Junto a esto, hay varios otros opositores a la iniciativa, principalmente en la comuna de Zapallar. Ahí un grupo de residentes, parceleros y el propio alcalde han manifestado su disconformidad contra la empresa controlada por el grupo ISA.

Si bien el trazado no cruza por el eje costero de la comuna, el edil Nicolás Cox Urrejola ha señalado que Cardones-Polpaico genera un efecto negativo a nivel paisajístico y también entre los pequeños productores agrícolas.

“Yo no estoy en contra del desarrollo de este proyecto, creo que la energía es sumamente necesaria, pero considero ilógico que el trazado cruce por nuestra comuna”, ha dicho el alcalde.

Fuente:Pulso