Sequía complica al Biobío: más del 80% de las comunas son abastecidas por camiones aljibes

Ciudades como Chillán y Los Ángeles promedian un 100% de déficit de aguas lluvias durante esta temporada.

La sequía que afecta a gran parte del país está causando grandes problemas en decenas de ciudades a lo largo de Chile.

Una de las zonas más afectadas es la región del Biobío, ya que según datos oficiales 45 de las 54 comunas están siendo abastecidas gracias a camiones aljibes debido a la poca agua que hay.

La crisis hídrica debido a la falta de lluvia, está haciendo inviable varias de las actividades de agricultura y ganadería.

La falta de lluvia es tal que ciudades como Chillán y Los Ángeles promediaron un 100% de déficit de aguas lluvias en marzo de este año, lo que ha llevado a que se decrete la mayor sequía de los últimos 50 años.

Debido a esta situación, las autoridades ya se encuentran desarrollando diferentes proyectos para poder hacer frente al déficit. Uno de estas iniciativas es el embalse Punilla. Según detalla el intendente de la región del Biobío, Rodrigo Díaz, esta construcción es por lejos la mejor opción para abastecer de agua a los regantes de la zona.

“El caso del embalse Punilla es la obra más emblemática y nos podría permitir más que quintuplicar la cantidad de agua para el riego en el caso de la provincia de Ñuble”, sostuvo Díaz, según consigna Radio Bio Bio.

Ahora bien, esa no es la única iniciativa, ya que en la provincia de Arauco el Valle de Cayucupil aspira a convertirse en el punto neurálgico del desarrollo agroalimentario de Cañete.

Para conseguir esto, se busca que el canal de regadío construido en 1988 consiga abastecerse de nuevas fuentes, para poder aumentar su capacidad de riego, al mismo tiempo en que se extiende y se mejora el acueducto.

El gobernador de la zona, Humberto Toro, detalla que “queremos convertir la provincia de Arauco en un vergel. Valle Cayucupil es el motor central que puede dar el impulso, ya que aporta al mundo campesino, al mundo de las comunidades indígenas, y a Cañete desde el punto de vista agroalimentario”.

Fuente: El Dinamo